viernes, 9 de diciembre de 2011

F4 Lliga Catalana 2011. CB Cornellà - Eninter CB Santfeliuenc: 52-74

Primer cuarto decisivo y primera Lliga para el Santfe

El CB Cornellà tenía la ilusión de revalidar el título de Lliga Catalana en casa y alcanzar su quinto trofeo en la competición pero se encontró con el peor rival posible. Un CB Santfeliuenc con un bloque ya configurado de hace años, con pocos retoques temporada a temporada, y con toda la ilusión de alcanzar su primera Lliga Catalana EBA. En la previa comentábamos con Jordi Martí, entrenador del CB Cornellà, sobre cuales podían ser las claves del partido y hablaba de la defensa que fuera capaz de desarrollar su rival. Y también hablaba de la calidad del Santfe, que podía romper todo lo previsto y desarbolar a su equipo si le salía un buen partido. Fue como una premonición concentrada toda en el primer cuarto. Muy buena defensa de los de Ferran Aranda y un ataque endiabladamente rápido y certero que desarboló al equipo anfitrión y condicionó el resto del partido con el 7-30 de los primeros 10 minutos.

Fue una salida en tromba del Santfeliuenc desde la canasta de Balboa tras el salto inicial. Cada ataque fallado por el CB Cornellà era contestado con una canasta santfeliuenca que anotaba todo lo que intentaba ante la desesperación de los locales. A los dos minutos y medio de partido el marcador ya era de 0-9 cuando Jordi Martí paró el encuentro con el primer tiempo muerto. El juego del Santfe estaba siendo muy agresivo y el del Cornellà algo precipitado y sin acierto de cara a canasta (3/16 en el primer cuarto). Oliva inauguró el casillero local casi en el ecuador del cuarto (2-13) pero el juego exterior del equipo de Ferran Aranda estaba dinamitando el partido. Oliva no podía detener a Balboa (8 puntos), Pilán no podía frenar a Molina (8 puntos) y en el duelo de tanques Darío-Ausina se imponía el visitante (4 puntos). Entre los tres forjaron el inapelable 2-20 a los 6 minutos de juego. La solución al juego local no estaba en los tiros lejanos, poco certeros cargados como estaban de ansiedad. Al chispazo de Pilán en jugada de 2+1 replicó Molina con su tercer triple sin fallo contra la zona ordenada por Jordi Martí. Lejos de disminuir, las diferencias seguían aumentando ante un Santfe crecido que se gustaba. Ausina asistió a Ivanovic por la espalda y el propio Stefan clavó el quinto triple de su equipo (5/5 sin fallo). Al final, 7-30 con solo tres fallos en el lanzamiento para el Santfeliuenc (11/14 tiros de campo) y Molina y Balboa ya en dos dígitos (11 y 10 puntos respectivamente). Y de los 3 rebotes posibles bajo el aro local, 2 fueron a manos del equipo de Ferran Aranda. Superioridad total.

Al inicio del segundo cuarto, los de Jordi Martí salieron enrabietados y clavaron un 6-0 (3+1 de Peray y canasta de Oliva) para recuperar esperanzas, pero un triple de Borja Pascual volvió a enfriar los ánimos (13-33). El CB Cornellà había conseguido detener el alud de canastas, mejorando mucho su defensa pero sin solucionar sus problemas en ataque. El parcial en los primeros 5 minutos del segundo cuarto era de “sólo” 7-5 (14-35). Las defensas se habían endurecido y ambos equipos solo anotaban gracias al bonus. Al CB Cornellà seguía sin entrarle nada y entre Ausina y, sobre todo, Adrià Martínez (6 puntos en este cuarto) dieron un nuevo empujón al marcador para volver a imponerse en el parcial (10-13) y comandar cómodamente el partido (17-43). Un cuarto en que las defensas se impusieron a los ataques, con sólo 7 canastas de campo entre los dos equipos.

La segunda parte tuvo menos historia. Con los dos equipos en zona, otra vez entre Balboa, Molina y Ausina, los protagonistas del primer cuarto, pusieron el 17-50 en el marcador (parcial 0-7). Con una nueva máxima diferencia de 33 puntos costaba encontrar argumentos para seguir luchando, pero los de Jordi Martí mostraron su orgullo, y comandados por David Haro y Dani Merchan, el CB Cornellà endosó un parcial de 11-4 (28-54) en cinco minutos (del 22 al 27). Pero el Santfe supo encontrar el estilete ante la defensa en zona rival: David Ausina (8 puntos en este cuarto) fue el encargado de dividir la zona para romperla y cortar por ella para recibir. Con el recital Ausina acabó un nuevo cuarto visitante (14-18) para una diferencia de 30 puntos (31-61).

Con el título decidido, el partido carecía de emoción pero no de lucha con un Cornellà que fue capaz de provocar un tiempo muerto de Ferran Aranda a los tres minutos del último periodo como consecuencia de su arranque de cuarto (9-3 para el 40-64). Entre Cristian Oliva y Alex Sanmartín (7 y 6 puntos respectivamente en este cuarto) pusieron a su equipo a 21 puntos (44-65) cuando Lluís Molina quiso consolidar su MVP del partido con un nuevo "Molinazo" (acabó 4/5 en triples) a tres minutos del final (44-68). El CB Cornellà luchaba por el consuelo de imponerse en este último parcial y lo consiguió: 21-13 en este cuarto para un marcador final de 52-74. Pero fue el CB Santfeliuenc quien consiguió el objetivo y cumplió su sueño. El capitán Xavi Porto recogió un nuevo trofeo pero esta vez se estrenaba: era la primera Lliga Catalana de la historia del club. Felicidades.

Así lo vieron los entrenadores:

Jordi Martí (entrenador del CB Cornellà): “Victoria merecida del Santfeliuenc que ha demostrado un nivel de madurez mental superior en la final. De ahí su salida, la cual ha condicionado todo el partido. Han demostrado que los proyectos de largo recorrido en cuanto a plantilla generan lazos no tácticos, sino de sincronización entre jugadores que se conocen y tienen un alto compromiso. Es un claro modelo a seguir por los clubs”.

Ferran Aranda (entrenador del Eninter CB Santfeliuenc): “Sabíamos que debíamos empezar el partido a un nivel muy alto para poder estar al nivel que Cornellà estaba ofreciendo en sus últimos partidos, de manera que estábamos mentalizados para ello desde el primer minuto. La ilusión de los jugadores por conseguir el triunfo y, sobretodo, por lograr hacer un buen baloncesto durante todo el partido ha sido un punto clave en la mentalización. Así, hemos realizado un primer cuarto excepcional, en el que hemos sentado la base de lo que nos daría gran consistencia durante el partido: nuestra defensa. Ésta, sumada a un gran índice de acierto en este primer cuarto, nos ha permitido distanciarnos en el marcador. Creo que ha sido fantástico el trabajo de todos y cada uno de mis jugadores durante todo el partido, no relajándose en ningún momento, queriendo jugar y disfrutar cada uno de los minutos. Les quiero felicitar por lo que han conseguido, pero sobretodo por cómo lo han hecho, además de darles las gracias por mostrar en cada entreno y cada partido el amor que sienten hacia este deporte. Por último, felicitar a toda la familia Santfeliuenca por el triunfo (gracias mil por vuestro apoyo) y a todos los que han formado parte de este proyecto desde el inicio (especialmente Àlex) que esperamos se sientan orgullosos de la victoria, pues también es de ellos”.

Destacados:

CB Cornellà: Cristian Oliva (13 puntos, 2 rebotes, 4 asistencias, 3 recuperaciones, 3 faltas recibidas y 11 de valoración) y Dani Merchán (7 puntos, 7 rebotes y 11 de valoración).
Eninter-CB Santfeliuenc: Lluís Molina (20 puntos con 4/5 T2 y 4/5 T3, 2 rebotes, 2 faltas recibidas y 20 de valoración), David Ausina (17 puntos con 3/5 T2 y 3/4 T3, 3 rebotes, 3 faltas recibidas y 15 de valoración), Alberto Balboa (12 puntos con 4/5 T2 y 4/4 TL, 2 rebotes, 3 asistencias, 2 faltas recibidas y 15 de valoración) y Stefan Ivanovic (5 puntos, 4 rebotes, 2 asistencias, 3 faltas recibidas y 11 de valoración).

CINCO IDEAL de la Final a 4:

Sin que sirva de precedente, jugaremos con 4 pequeños, como hicieron varios equipos a lo largo de la F4:

Base: Alberto Balboa (Eninter-CB Santfeliuenc)
Escolta: Edgar San Epifanio (Recambios Gaudí CB Mollet)
Alero: Lluís Molina (Eninter-CB Santfeliuenc) , MVP de la Final a 4
Alero fuerte: David Ausina (Eninter-CB Santfeliuenc)
Pívot: Alex Sanmartín (CB Cornellà)

F4 Lliga Catalana 2011. Fotos final CB Cornellà - Eninter CB Santfeliuenc

miércoles, 7 de diciembre de 2011

F4 Lliga Catalana 2011. 2ª semifinal: Valentine Montcada - CB Cornellà: 73-86

Un CB Cornellà enrachado intentará revalidar el título en casa

El CB Cornellà intentará revalidar en casa el título que consiguió la temporada pasada tras imponerse en una semifinal desigual al Valentine Montcada, con un marcador (73-86) que no refleja la superioridad de los de Jordi Martí que llegaron a ganar de 30 en el arranque del tercer cuarto (29-59). Los de Montcada consiguieron maquillar el resultado de la mano de Joan Camí pero sin poner en ningún momento en peligró el pase de los locales a la final. Era una semifinal que ya se preveía desequilibrada al enfrentar a dos equipos en dinámicas prácticamente opuestas, pero quizá no tan desigual como demostró el desarrollo del partido. Los de Jordi Martí venían de conseguir su sexta victoria consecutiva en Liga mientras los de Mario del Campo acumulaban 4 derrotas, tres de ellas contundentes, y con rumores de dimisión del entrenador.

A pesar de todo, el Valentine Montacada comenzó bien el partido tras un triple de Ortega y una canasta de Balanzó (5-0). La primera réplica llegó de la mano de los veteranos (Alex Sanmartín y Dario Garcia) y, a partir del 7-4 tomaron la batuta los jóvenes con la defensa y la velocidad como armas. Allí desapareció el Valentine Montcada. Un parcial de 0-16 que arrancó con un 2+1 de un incisivo Joan Pau Pilán y que cerró un certero Roger Almuni (7 puntos en este tramo). Con 7-20 en el marcador, Sotomayor cortó la mala racha pero allí estaba, Darío García con números de MVP en el primer cuarto (7 puntos, 5 rebotes, 2 recuperaciones y 15 de valoración). Un rebote ofensivo del experimentado jugador local, y un triple de otro joven que acababa de salir, Carles Linares, llevaron el marcador hasta un escandaloso 9-25 que un triple sobre la bocina de Joan Balanzó intentó maquillar ligeramente (12-25). En valoración el resultado era de -1 a 37, con cuatro de los siete jugadores del Montcada que habían saltado a pista con valoración negativa.

Haro cogió el relevo de Oliva en la dirección del equipo y sus recuperaciones y velocidad fueron el arranque de un parcial de 0-8 para seguir hundiendo a un rival sin capacidad de respuesta, con la moral muy baja y con tensiones en su cinco (12-33). Olmedo con 3 puntos puso el 15-35 pero Cristian Oliva celebró su vuelta a la pista con un 0-5 que puso las diferencias en 25 puntos (15-40). Un triple de Joan Camí y 4 puntos consecutivos de Aitor Murúa que acaba de saltar a la pista, supusieron un parcial de 7-0 que parecía sugerir el inicio de una reacción que no llegó. Cinco puntos más de Oliva (10 en este cuarto), los 7 puntos de Guifré Peray amenazando siempre desde 6,25, y un rebote ofensivo del júnior Ferran Ventura sobre la bocina devolvieron la diferencia a los 25 puntos (25-50) tras un segundo parcial casi un calco del primero (13-25). La semifinal parecía sentenciada sin resistencia.

En la reanudación nada parecía cambiar. Una canasta de Sotomayor fue replicada por un triple de Oliva y dos chispazos de Alex Sanmartín, el primero tras una gran jugada entre pívots asistido por Almuni y el segundo tras una jugada de garra (27-57). La diferencia era ya de 30 puntos. Superado el ecuador del cuarto todo seguía igual (32-62) tras otro triple de Linares contra la zona rival buscando el equipo el pase de más que permite los lanzamientos sin oposición. En este punto el CB Cornellà levantó el pie del acelerador. Llegó la relajación y la defensa flojeó pese a las indicaciones del entrenador local desde el banquillo. Del 32-62 se pasó al 43-62 (parcial de 11-0) en menos de tres minutos. Jordi Martí, que no quería sorpresas, devolvió a Darío García y Cristian Oliva a pista. El equipo lo celebró con un triple de Merchán sobre el límite de posesión. Pero Sotomayor (7 puntos en este cuarto) y Ventura (8 puntos en este cuarto) completaron un parcial de 15-3 en 4 minutos dejando a los locales “tan sólo” 18 arriba al final del cuarto tras llegar a ganar de 30 pocos minutos antes (parcial 22-15)

El comienzo del festival Camí con un triple (50-65) fue interrumpido por un 0-6 del Cornellà. Mario del Campo, que vio interrumpida la reacción de su equipo, pidió tiempo muerto para cambiar otra vez la dinámica de un partido que perdía de 21 puntos (50-71). Y lo consiguió pero no a la velocidad deseada. En el ecuador del cuarto la diferencia aún era de 17 puntos (56-73). El cuarto triple de Camí (61-75) provocó el tiempo muerto de Jordi Martí intentando recuperar la buena defensa de la primera mitad, y buscando soluciones en ataque ante la defensa en zona del rival. No quería que su equipo diera vida al Montcada y entre Darío García y Alex Sanmartín lo consiguieron (62-78 a falta de poco más de 2 minutos). Con cuatro pequeños en pista por parte de los dos equipos, y con intercambio de canastas, se llegó al tramo final al que puso cierre un triple de Ferran Valle sobre la bocina para el máximo acercamiento hasta los 13 puntos finales del Montcada (73-86). El último parcial también fue vallesano (26-21) pero la victoria de los anfitriones nunca fue cuestionada.

Destacados:
Valentine Montcada: Jorge Sotomayor (13 puntos, 8 rebotes, 4 faltas recibidas y 19 de valoración), Joan Camí (20 puntos con 2/3 T2, 4/9 T3 y 4/4 TL, 5 recuperaciones, 2 faltas recibidas y 12 de valoración), Xavi Ventura (10 puntos, 3 rebotes, 4 faltas recibidas y 11 de valoración) y Albert Olmedo (8 puntos, 6 rebotes, 5 faltas recibidas y 10 de valoración).
CB Cornellà: Darío García (13 puntos con 6/7 T2, 9 rebotes, 5 asistencias, 3 recuperaciones y 26 de valoración) y Alex Sanmartín (12 puntos con 5/7 T2, 10 rebotes, 2 asistencias, 3 faltas recibidas y 20 de valoración).

F4 Lliga Catalana 2011. Fotos 2ª semifinal: Valentine Montcada - CB Cornellà

F4 Lliga Catalana 2011. 1a semifinal: Recambios Gaudí CB Mollet - Eninter CB Santfeliuenc: 59-65

El CB Santfeliuenc sufre pero da el primer paso para cumplir su sueño

La Final a 4 de la XXXª Lliga Catalana EBA empezó bien, con igualdad y emociones fuertes. Una semifinal que enfrentaba a los dos equipos con menos derrotas del grupo C de EBA (2 partidos ha perdido tan sólo el Santfe y 3 el CB Mollet). Y la igualdad presidió el partido del primer al último cuarto. Una igualdad que queda reflejada en el siguiente dato: en todos los parciales se produjeron cambios de dominio en el marcador. Fue un partido donde fallaron los tiradores (2/15 el CB Mollet para el 13,3% y aún peor el Santfeliuenc con 2/19 para el 10,5%). Aros duros, pelotas nuevas… la cuestión es que en los momentos decisivos al Santfeliuenc le salvó su defensa, y tres recuperaciones en los minutos finales, dos de Molina y una clave de Porto, llevaron el marcador del 58-60 y varias posesiones para empatar o voltear el marcador desaprovechadas por el equipo de Pau Garcia, al 59-65 final (parcial de 1-5 en los últimos tres minutos).

El primer cuarto comenzó con nervios y errores, destacando los emparejamientos Ivanovic-Jonathan Ramírez, todo un clásico en los últimos tiempos, y Molina-San Epifanio. El ritmo era de un punto por minuto y equipo hasta transcurridos más de 4 minutos de partido (4-4). Al 4-0 de Bayó y Molina contestaron Salva Guardia y Edgar San Epifanio. Dos jugadas calcadas de asistencia de Molina para Bayó volvieron a distanciar al Santfe (6-10) pero allí estaba Edgar San Epifanio para tirar de su equipo. Fue el mejor jugador del cuarto con 10 puntos, 5 rebotes y 3 faltas recibidas para 15 de valoración. Sus tres canastas de campo y dos lanzamientos a media distancia de Albert Ferrer sirvieron para ponerse por delante en el marcador y para imponerse en el cuarto (18-16) mientras Ivanovic no había dejado estrenarse al cañonero de la liga, Jonathan Ramírez.

David Ausina cogió el relevo del marcaje de JR17 que aprovechó la atracción que ejerce sobre la defensa rival para convertirse en el máximo asistente de su equipo. Un taponazo de Masllorens y una falta antideportiva de Ausina dieron paso al 21-18. En pista demasiada ansiedad, muchos 1x1 finalizados con pérdidas (15 entre los dos equipos al descanso). Sin Balboa en pista, al juego del equipo líder le faltaba fluidez. Sin embargo, fallos en el balance defensivo del CB Mollet propiciaron una nueva alternativa en el marcador (21-25 tras un parcial de 0-7. Pero era el cuarto de Masllorens (valoró 8 en estos diez minutos). Un triple suyo, el primero del partido, frenó inicialmente el despegue del Santfe pero fue contestado por otro triple de Ignasi Jordan y dos rebotes ofensivos consecutivos de Sergi Navarro (acabó con 6 rebotes bajo el aro rival) que llevaron una nueva máxima diferencia en el marcador para los de Ferran Aranda (28-34). El CB Mollet reaccionó de la mano de Olaguibe, y dos canastas suyas y la de Sergi Guardia sobre la bocina (gran partido el suyo), propiciaron el emocionante empate a 34 del descanso (parcial 16-18).

En la reanudación, la primera canasta la consiguió Albert Ferrer que completaba un parcial de 8-0 para los vallesanos (36-34). Este fue el cuarto con más alternativas en el marcador pese a que los tiradores de ambos equipos seguían fallando (1/12 Mollet y 1/13 Santfe ambos por debajo del 10% de acierto). Entre los vallesanos Edgar San Epifanio había frenado su producción, y nadie tomaba el relevo del anotador habitual, Jonathan Ramírez, que consiguió su primera canasta con una bombita a los 27 minutos de juego (45-48). Con el CB Mollet en zona y la segunda canasta de Borja Pascual (48-52), se llegó al final del tercer cuarto (parcial 14-18).

Diez minutos y una final esperaban a los dos contendientes. El partido estaba completamente abierto, y más cuando 8 puntos prácticamente consecutivos de Guardia ajustaron el marcador. El Recambios Gaudí CB Mollet también llegó a ganar en este cuarto (55-54) con Jonathan Ramírez en el banquillo. La defensa rival (Ivanovic y Ausina) y sus problemas en el tendón de Aquiles le estaban dejando en 2 puntos, 1/7 en tiro de campo y 4 pérdidas pero con 3 asistencias. Tras ajustar la mira (2 aguas), Borja Pascual consiguió el segundo triple de su equipo contestado por el segundo de Mollet de Sergi Guardia. Dos triples en 39 minutos y otros dos en menos de uno justo en el ecuador del último cuarto (58-59). Pau Garcia devolvió a la pista a un Jonathan Ramírez con mucha ansiedad por ser útil a su equipo pero, como si de una partida de ajedrez se tratara, Ferran Aranda movió ficha poniendo en pista a su sombra, Stefan Ivanovic. Fue una fase en que nadie anotaba salvo desde el tiro libre. Nervios, muñecas agarrotadas, demasiadas pérdidas (11 entre los dos equipos) y el marcador avanzando punto a punto (58-61 tras sendos tiros libres de Porto y Molina). Jonathan Ramírez volvió al banquillo. Su 1/7 había pasado a 1/11 en 4 minutos, absorbiendo mucho juego sin acierto. El equipo vallesano se encomendó a Edgar San Epifanio pero no funcionó, acumulando pérdidas en sus intentos de 1x1. Cinco minutos finales sin canastas de campo y un parcial de 1-6 cerró el marcador (59-65 tras un parcial de 11-13) que puso al CB Santfeliuenc en la final de un trofeo soñado: con tantos éxitos en los últimos años, el equipo presidido por Josan Davan aún no ha ganado nunca la Lliga Catalana EBA. La final, el próximo jueves a les 12:30 en Cornellà.

Destacados:
Recambios Gaudí CB Mollet: Edgar San Epifanio (15 puntos con 5/8 T2 y 5/6 TL, 9 rebotes, 7 faltas recibidas y 21 de valoración) y Sergi Guardia (14 puntos con 5/7 T2 y 1/2 T3, 4 rebotes, 4 recuperaciones, 3 faltas recibidas y 16 de valoración).
Eninter-CB Santfeliuenc: Lluís Molina (11 puntos, 2 asistencias, 4 recuperaciones, 5 faltas recibidas y 11 de valoración), Sergi Navarro (4 puntos, 9 rebotes, 2 faltas recibidas y 11 de valoración), David Ausina (9 puntos, 6 rebotes, 5 faltas recibidas y 10 de valoración), Oriol Bayó (8 puntos con 4/4 T2, 7 rebotes y 10 de valoración).

F4 Lliga Catalana 2011. Fotos 1ª semifinal Recambios Gaudí CB Mollet - Eninter CB Santfeliuenc

martes, 7 de junio de 2011

FF 2ª elim. vuelta. Universitat de Vic - Gandia Bàsquet: 61-58

Profunda decepción

Victoria insuficiente del Universitat de Vic ante el Gandia (61-58) en un partido que llegó a dominar de 16 en el tercer cuarto (42-26) pero que no supo rematar. Un partido en el que el Gandia Bàsquet supo llegar con la eliminatoria empatada en los minutos finales para hacerse mucho más fuerte mentalmente que su rival. Así Javi Rodríguez supo decidir en la penúltima posesión con una canasta que valía un ascenso mientras en los 10 segundos finales Martí Nualart no anotó en su penetración y Ramon Espuña no pudo completar el rebote ofensivo con un balón que salió fuera de la pista con el marcador a cero. Abrazos de los gandienses en la pista, explosión de júbilo en la numerosa afición desplazada desde Gandia y profunda decepción local, que aún dura… Veremos que nos depara el futuro.

Hasta el descanso (36-24) la sensación era que el equipo de Jordi Balaguer llevaba bien encaminada la eliminatoria. En ataque, los locales tenían problemas, como ya los habían tenido en el partido de ida, y el tiro exterior no estaba siendo clave (3/14 para el 21%). Pero en defensa, el partido de los de Osona era extraordinario. Gandia solo había sido capaz de anotar 24 puntos (proyección de 48 en 40 minutos) y hombres clave como Javi Rodríguez y Fabio García estaban con valoración negativa.

En la reanudación, y cuando se había alcanzado la máxima diferencia del partido (42-26) el partido tuvo su punto de inflexión a partir de una jugada que desconcertó a todos. Antonio Segovia entra a canasta y recibió personal de tiro que los árbitros pitaron. Pero el atacante, como es natural, intentó la acción continuada y, a ojos de los árbitros, recibió una segunda falta de Nigel Johnson-Tyghter. La nueva reglamentación es clara en este apartado y los árbitros pitaron antideportiva. Hasta aquí correcto pese a la extrañeza de algunos que quizá ignoraban la nueva reglamentación. Lo que acabó de desconcertar a todos fue que dieran tres tiros libres en lugar de cuatro. De todos modos, Gandia Bàsquet supo sacar provecho de la situación y un parcial de 0-9 certificó los primeros signos de debilidad local (42-35). Pese a todo, esta vez los de Jordi Balaguer supieron reencontrarse con el acierto, y recuperaron el +12 del descanso (49-37). Con un arbitraje que no estaba gustando a nadie, cayó la técnica tras protestar una personal en ataque de Javi Rodríguez que anotó Majstarovic pero que no tuvo consecuencias en ensanchar el marcador por los tiros libres fallados por Martí Nualart poco después. El capitán estuvo mal en ataque (acabó 0/7 en tiros de campo) pero en defensa había prácticamente anulado a Fabio García (acabó 1/7).

Pese a iniciar el último cuarto 12 arriba (51-39), un solo punto anotado por el Universitat de Vic en los primeros seis minutos y medio del último periodo puso la eliminatoria empatada gracias a los triples de Fran Baquer y a la solvencia de Shay Miller bajo el aro poniendo el partido en una fase final a cara o cruz. En el cuarto definitivo, como ya pasó en Gandia, el equipo de Jordi Balaguer se había colapsado en ataque estrellándose contra una defensa en zona 2-3 ordenada por Víctor Rubio que los locales no supieron superar. Cuando Gandia ya había dado la vuelta a la eliminatoria (52-49) llegó el triple de Vila a tres minutos y medio del final. Pero otra vez Miller y el único triple de Fabio Garcia en todo el partido pusieron contra las cuerdas al UVic (55-54). Pese a todo, los triples de Garrote y Espuña volvieron a empatar la eliminatoria a minuto y medio del final (61-56). La batalla mental parecía ganada por los visitantes con un Gandia crecido viniendo desde atrás, un UVic que no había sido el UVic que todos conocemos, agarrotado cada vez más por la responsabilidad, la eliminatoria en un puño en los minutos finales, los árbitros sobrepasados con muchas decisiones discutidas por los dos equipos, la mesa con un despiste grave… No era el mejor escenario para que los locales demostraran una teórica superioridad que no habían conseguido plasmar en la pista en 79 minutos de eliminatoria. Y así fue. Nadie era capaz de anotar en el minuto y medio final. Ni Nigel posteando a un base como Fran Baquer. Hasta que llegaron los segundos decisivos del partido con un incidente previo que merece capítulo aparte.

Premio al Fair Play pero ¿solución reglamentaria?

La situación era 61-56 en el marcador, eliminatoria empatada, posesión para Gandia Bàsquet y tiempo muerto a falta de 32 segundos del final del partido (32 segundos en el marcador a la vista de todos durante el minuto de tiempo muerto). Saca Gandia de banda en pista rival como marca el reglamento después de tiempo muerto en los últimos dos minutos. UVic se juega la eliminatoria a una buena defensa y Gandia deja correr el reloj. Nada menos que 17 segundos transcurren sin que los árbitros ni la mesa se den cuenta que el reloj de posesión sigue parado en 24 segundos. Protestas generalizadas y por fin el partido se detiene. La mesa, en un despiste más, considera que el tiempo muerto se pidió a falta de 34 segundos (¿?) y comunica a los árbitros que quedan 5 segundos de posesión tras la interrupción (34-15=19). O sea que a criterio de la mesa se han consumido 19 de posesión y quedan 5. Cuando los árbitros le explican a Víctor Rubio que su equipo saca de banda con el reloj de posesión a 5 y el crono general a 15 segundos del final del partido, éste no admite una decisión que ponía a su equipo bajo presión por un error de la mesa y la falta de diligencia arbitral en darse cuenta antes de la situación. Los árbitros dudan ante las protestas del entrenador visitante y, tras un rato de diálogo a tres, le piden al entrenador del UVic, Jordi Balaguer, que se sume a la conversación. Finalmente se toma la decisión políticamente más correcta (¿pero reglamentaria?): volver a repetir toda la jugada desde el comienzo.

Fue el precedente del 1x1 que se jugó Javi Rodríguez para decidir la eliminatoria en la penúltima posesión (61-58). Como ya hemos comentado, en los 10 segundos finales Martí Nualart no pudo encestar su penetración ni Ramon Espuña pudo completar el rebote ofensivo. Nunca una victoria (61-58) habrá tenido un sabor tan amargo.

La opinión del entrenador:
Víctor Rubio (entrenador del Gandia Bàsquet): El partido fue un monólogo físico del Vic a nivel defensivo contra el que no podíamos luchar. Hemos dejado al Vic en ambos partidos en 61 puntos (cuando promediaba 81 en liga), con lo que está claro que nuestro mayor problema no era defensivo, sino que era nuestra incapacidad para anotar con fluidez durante el partido. Nosotros sabíamos, como en el partido de casa, que el Vic se sentía superior, y ese sentimiento en un final apretado podía convertirse en presión para ellos. Y supimos manejarnos muy bien en esas situaciones. El trabajo táctico fue clave en la eliminatoria. Sabíamos que no podíamos jugar siempre a pecho descubierto porque ellos eran superiores (por eso Vic en 80 minutos de eliminatoria no hizo ninguna variante táctica), así que había que saber esperar nuestro momento y aprovecharlo para invertir las sensaciones del partido. Estos han sido los aspectos claves en la eliminatoria. Balaguer decía que cuanto más Vic fuesen, más opciones tendrían de ganar y tenía razón al 100%. Pero nosotros conseguimos que casi nunca fuesen ellos. En la eliminatoria hemos sido mucho más Gandia, que ellos Vic.

Destacados:
Universitat de Vic: Ramon Espuña (14 puntos, 11 rebotes, 5 faltas recibidas y 19 de valoración), Nigel Johnson-Tyghter (8 puntos, 8 rebotes, 4 faltas recibidas y 13 de valoración), Pau Vila (8 puntos, 4 rebotes, 3 faltas recibidas y 11 de valoración) y Manel Freixas (7 puntos con 2/3 T2 y 1/1 T3, 4 rebotes, 2 faltas recibidas y 11 de valoración).
Gandia Bàsquet: Shay Miller (15 puntos, 6 rebotes, 3 faltas recibidas y 13 de valoración).

martes, 31 de mayo de 2011

FF 2ª elim. ida. Fotos Gandia Bàsquet - Universitat de Vic

FF 2ª elim. ida. Gandia Bàsquet - Universitat de Vic: 66-61

Lo mejor para UVic, el resultado

Derrota del Universitat de Vic en Gandia (66-61) en un pabellón prácticamente lleno de una afición que apoyó a los suyos sin desmayo y que agradeció la gran temporada del equipo de la Safor pese a todas las dificultades extradeportivas. Fue un partido donde mandaron las defensas y donde al equipo de Jordi Balaguer le faltó el acierto desde 6,25 que exhibió en la primera eliminatoria. Si contra el Ventanas Arsan fue capaz de clavar 32 triples con aciertos próximos al 50%, esta vez se quedó en el 15% (4/25) que en la primera mitad era el 10% (1/10). Pese a todo, los de Osona llegaron a ganar de 9 en el tercer cuarto gracias a un tirón protagonizado por Juli Garrote (36-45). Pero los de Víctor Rubio reaccionaron cuando peor lo tenían gracias a tres triples casi consecutivos de Fabio García. En el periodo definitivo, UVic se atascó aún más en ataque y su primera canasta de campo no llegó hasta el ecuador del cuarto. Con tan sólo 3 puntos anotados a falta de 3 minutos, los de Jordi Balaguer vieron como la eliminatoria se iba complicando por momentos frente a un Gandia capitaneado por el MVP del partido Shay Miller (18 puntos, 12 rebotes y 29 de valoración). Por eso se puede decir que lo mejor para el UVic fue el resultado si tenemos en cuenta que, a menos de un minuto del final, el Gandia Bàsquet ganaba de 11 puntos (66-55) y se jugó el triple pera ponerse 14 arriba, que no entró. Con dos jugadas de tres puntos en los últimos segundos (2+1 de Dejan Majstarovic y triple sobre la bocina de Manel Freixas), el equipo catalán dejó la eliminatoria abierta y será el partido del próximo sábado en el Castell d’en Planes el que dicte sentencia.

El partido empezó bien para el UVic con el mate en rebote ofensivo del canadiense Nigel Johnson-Tyghter pero pronto se pudo ver a un Gandia Bàsquet que, jugando con mucha decisión, tomó el mando del partido gracias al acierto de Shay Miller y Javi Rodríguez (8-4). La respuesta del UVic fue un parcial de 0-6 con el segundo mate de Nigel, una penetración de JJ Vall-Llobera y el sexto punto del propio Nigel asistido por Martí Nualart (8-10). Pero la reacción local no se hizo esperar en forma de 8-0. Shay Miller se mostraba infalible (8 puntos con 3/3 T2 y 2/2 TL) y nadie era capaz de detener las penetraciones con mucha agresividad y potencia de Javi Rodríguez (8 puntos con 4/4 T2). Entre los dos ganaron el cuarto (16-12) repartiéndose los puntos ante un UVic que estaba bien en defensa, recuperando balones y provocando pérdidas a su rival, pero mal en el tiro exterior (0/5 triples).

Aunque Miller puso el 18-12 en una contra, no tardó en llegar una nueva reacción del equipo de Jordi Balaguer con un 0-8 que se inició con un rectificado de Manel Freixas y finalizó Ramon Espuña con un posteo. El partido era un toma y daca entre dos grandes equipos con el equilibrio en el marcador como resultado. La defensa del UVic había dado una vuelta de tuerca más, y ya había provocado dos posesiones agotadas a su rival que debía jugar casi siempre al límite del tiempo al no encontrar soluciones (19-22). Fran Baquer fue el tercer jugador local en anotar tras 15 minutos en que los interiores Shay Miller y Javi Rodríguez se repartieron la anotación. Fue el inicio de un nuevo tirón local (7-0) que incluyó el primer triple de Fabio García para volver a tomar la iniciativa (26-22). Los interiores del UVic empezaban a estar cargados de personales (3 de Nigel y Balanzó y 2 de Espuña) desgastados por la defensa del mayor peligro local. Con 4 pequeños y JJ Vall-Llobera sobre Javi Rodríguez, llegó un “coast to coast” de Juli Garrote que, poco después, también consiguió el primer triple de su equipo (1/10 en la primera mitad). Así el UVic consiguió llegar al descanso con el marcador igualado (31-31) tras un parcial favorable (15-19).

Al triple de Javi Rodríguez en la reanudación contestó Martí Nualart también desde 6,25 (34-34). A la canasta de Nigel asistido por Martí contestó Fabio Garcia con la suya (36-36). El toma y daca seguía cuando tres chispazos de Juli Garrote (dos brillantes entradas y un triple) completaron un 0-9 para la máxima diferencia visitante (36-45) a los 24 minutos de juego. El tiempo muerto de Víctor Rubio frenó el mal momento local y los tres triples casi consecutivos de Fabio García (acabó 4/5) equilibraron de nuevo el marcador. JJ Vall-Llobera y Ramon Espuña rompieron la mala racha pero el cuarto acabó con un parcial de 7-0 culminado con las penetraciones de Fran Baquer y Antonio Segovia que voltearon el marcador ante el entusiasmo de la grada (51-50).

Las defensas mandaban y en 4 minutos, el UVic solo había sido capaz de anotar un punto desde el tiro libre. Jordi Balaguer paró el partido a 6 minutos y medio del final con el marcador 6 abajo tras un triple de Segovia (57-51). El partido estaba muy trabado cuando, por fin, anotó Juli la primera canasta de campo de su equipo en el ecuador del cuarto (57-53). Johnson-Tyghter, Balanzó y Espuña ya estaban en 4 personales tras el 2+1 de Zhauniarovich. El juego del equipo local era más agresivo en ataque, atacando la canasta con decisión, mientras el juego de los visitantes se volvió más previsible, con penetraciones sin mirar el aro que buscaban dividir pero para acabar abriendo para un tiro exterior que no entraba (0/6 triples en este tramo). En una tarde de desaciertos del UVic, Dejan Majstarovic falló el primer tiro libre de la temporada (llevaba 18 de 18). Con Johnson-Tyghter eliminado por personales llegó el peor momento para los de Osona simbolizado en el rebote ofensivo de Javi Rodríguez totalmente solo para la máxima diferencia local (66-55) a un minuto del final. Los de Víctor Rubio llegaron a jugarse el triple para el +14 pero UVic pudo salvar los muebles gracias a sus últimas defensas y a dos jugadas de tres puntos con el 2+1 de Majstarovic y la última posesión del partido con un balón muy bien movido que, esta vez sí, acabó con el triple de Manel Freixas desde la esquina prácticamente sobre la bocina para el definitivo 66-61 (parcial de 15-11 en el último cuarto).

Destacados:
Gandia Bàsquet: Shay Miller (18 puntos con 7/10 T2, 12 rebotes, 6 faltas recibidas y 29 de valoración), Fran Baquer (7 puntos, 4 rebotes, 4 asistencias, 4 recuperaciones, 9 faltas recibidas y 14 de valoración) y Fabio García (14 puntos con 4/5 T3, 2 rebotes, 2 faltas recibidas y 13 de valoración).
Universitat de Vic: JJ Vall-Llobera (9 puntos con 2/2 T2 y 5/6 TL, 2 rebotes, 4 faltas recibidas y 12 de valoración).

miércoles, 25 de mayo de 2011

FF 1ª elim. vuelta. Fotos Universitat de Vic - Ventanas Arsan Estela

FF 1ª elim. vuelta. Universitat de Vic - Ventanas Arsan Estela: 96-74

UVic, decisivo desde 6,25

No hubo sorpresas en una eliminatoria decidida por el +26 favorable al UVic del partido de ida. El partido ya se decantó claramente para los locales en el primer cuarto (26-16). Pero esta vez el Ventanas Arsan Estela supo competir en el segundo y tercer periodos donde consiguió parciales igualados e incluso favorables (23-23 y 15-17), aunque no encontró soluciones para defender el lanzamiento exterior de los de Osona. Nada más y nada menos que 32 triples anotó el UVic en el conjunto de su eliminatoria contra los cántabros. Si en el partido de ida la serie fue de 15 de 35 (43%), esta vez aún mejoró un poco más este magnífico registro y anotó 17 de 36 para el 47%. Además, la rotación del equipo de Jordi Balaguer fue esta vez de 12 jugadores, con un Franco Scarafía que no desentonó en absoluto. Enfrente, el equipo de Joaquín Romano debilitado por las bajas (Nacho Díaz se lesionó en la ida), que viajó con solo 8 jugadores disponibles. Una corta rotación que pronto se quedó en tan solo 7 tras acabar Pakalniskis en la ducha por una protesta del lituano al cuerpo técnico al no encajar su paso por el banquillo en el primer periodo. Así, el equipo cántabro acabó desfondando, encajando un parcial de 32-18 en el último cuarto para el definitivo 96-74. Un resultado que deslució el buen tramo central del partido apoyado en el acierto de Antonio Lorenzo en el perímetro (20 puntos y 6/7 triples) y de Milos Jaros bajo canasta (19 puntos con 8 de 11 tiros de dos). Para el Universitat de Vic fue otro partido donde lució el bloque por encima de las individualidades. La rotación fue esta vez de 12 jugadores cuya estancia en pista estuvo comprendida entre los once minutos y medio de Prades y los veinticinco de Garrote, con cinco jugadores anotando dos dígitos y seis valorando más de 10. El MVP fue esta vez para el joven Edu Camós que valoró 20 y que cada vez se muestra con más confianza en su tiro exterior (esta vez 14 puntos y 4/5 triples).

El 3-4 a los dos minutos de juego fue la última ventaja visitante. El recital de triples del UVic, con un 3/3 para empezar (Majstarovic, Espuña y Garrote), puso las primeras diferencias ante un Ventanas Arsan Estela que vivía en ataque de los posteos de Milan Jaros. La defensa cántabra se mostraba muy vulnerable, y con problemas en las transiciones como en la jugada que consintió un contraataque tras canasta propia dando lugar al primer tiempo muerto de Romano en el ecuador del cuarto. La única canasta de Pakalniskis, antes de irse a la ducha, fue el preludio de un parcial de 10-0 con mate de Johnson-Tyghter y posteo de Espuña a los que se unieron dos triples más (Nualart y Espuña). Toni Lorenzo (8 puntos en este cuarto), encabezaba la resistencia y en 10 minutos ya había anotado más puntos que en todo el partido de ida, demostrando su fama de cañonero que no pudo mostrar en el primer envite. Al final, 26¬16, con el UVic dominando el rebote, destacando su juego de equipo con 8 asistencias y la buena puntería en el tiro exterior con los 5 de 11 triples mientras en el equipo rival había mucho que mejorar en la defensa cántabra.

El segundo cuarto empezó con los puntos de Milan Jaros (ya estaba en 7) y una defensa en zona cántabra que el UVic trituró con tres triples consecutivos (uno de Vila y dos de Nualart) para el 35-19. El equilibrio en el cuarto se recuperó tras un parcial de 2-8 y los triples de Diego Quintana y Javi Carral (37-27). El Estela estaba encontrando el equilibrio entre su juego interior con Milan Jaros muy activo (9 puntos en la primera mitad) y Lombera con más dificultades para anotar que en la ida (6 puntos), y el acierto de sus exteriores con Quintana (8 puntos) tomando el relevo de Lorenzo (8 puntos) en el segundo cuarto. La salida de JJ Vall-Llobera con sus penetraciones y Camós con sus triples dinamizó el ataque local, completando una rotación de 11 jugadores en la que todos ya habían anotado (49-33). El UVic ya estaba otra vez con 5 de 11 triples en el cuarto pero el Ventanas Arsan Estela no quiso ser menos (4/5) y empató el periodo (23-23) con dos triplazos de Quintana y Terán (49-39).

En la reanudación el equipo cántabro siguió compitiendo de tú a tú contra los de Osona pese a su desventaja en el total de la eliminatoria, dando sus mejores minutos en la serie. Milan Jaros seguía castigando en el poste bajo y Toni Lorenzo encadenando triples. Por los locales, Johnson Tyghter ayudaba a mantener las diferencias en torno a los 10 puntos (61-61). La defensa del Ventanas Arsan Estela había mejorado respecto a cuartos pasados y en 8 minutos el parcial era igualado (12-12) cuando Balaguer paró el partido para corregir errores. Tras la catarata de triples de la primera mitad, el UVic estaba sin estrenarse en el tercer periodo. Todo lo contrario que el Estela que con el triple de Lorenzo (ya llevaba 5 de 5) y un nuevo gancho complicado de defender de Jaros, puso las diferencias en un mínimo de 5 puntos (61-56). Tuvo que ser Edu Camós, cada vez con más confianza, el que rompió la sequía desde 6,25, pero fue sobre la bocina sin evitar que los cántabros ganaran el cuarto (15-17) para el 64-56.

Franco Scarafía, que se estrenó con 2 de 2 triples, ya había elevado la rotación del UVic a 12 jugadores. Por contra, el Estela empezaba a pagar el esfuerzo de aguantar casi todo el partido con sólo 7. Camós y Garrote imprimían un ritmo trepidante (79-63) que acusaba su rival que intentaba responder a base de acierto ofensivo aprovechando cierta relajación defensiva local en el ecuador del cuarto (82-68). El Uvic había recuperado el pulso desde 6,25 y a los triples de Scarafía y Camós se unieron los de Garrote y Majastarovic (6 de 10 en el periodo). Lozano se fue hasta los 25 puntos y Jaros hasta los 19 pero sin poder impedir que la catarata de puntos locales les diera la victoria del cuarto (32-18) con una diferencia final de +22 (96-74) algo engañosa, que no mostraba la igualdad del partido en su tramo central. El Universitat de Vic había resuelto la eliminatoria con mucha solvencia (+48) y ya toca pensar en el Gandia Bàsquet de Víctor Rubio con, seguramente, el mejor americano de la categoría, Shay Miller.

Destacados:
Universitat de Vic: Eduard Camós (14 puntos con 1/1 T2 y 4/5 T3, 4 rebotes, 2 asistencias y 20 de valoración), Dejan Majstarovic (13 puntos con 2/2 T2 y 3/4 T3, 2 rebotes, 3 faltas recibidas y 17 de valoración), Nigel Johnson Tyghter (10 puntos con 5/5 T2, 9 rebotes y 14 de valoración), Martí Nualart (10 puntos con 3/5 T3, 2 rebotes, 3 asistencias, 2 faltas recibidas y 12 de valoración), Ramon Espuña (10 puntos con 2/3 T2 y 2/5 T3, 6 rebotes y 11 de valoración) y Joan Jordi Vall-Llobera (9 puntos con 3/4 T2 y 3/3 TL, 2 rebotes, 3 faltas recibidas y 10 de valoración).
Ventanas Arsan Estela: Antonio Lorenzo (25 puntos con 1/1 T2 y 6/7 T3, 2 asistencias, 4 faltas recibidas y 24 de valoración), Milan Jaros (19 puntos con 8/11 T2, 2 rebotes, 3 faltas recibidas y 14 de valoración), Alvaro Lombera (10 puntos, 7 rebotes, 3 asistencias, 5 faltas recibidas y 10 de valoración) y Diego Quintana (10 puntos, 2 asistencias, 2 recuperaciones, 2 faltas recibidas y 10 de valoración).

martes, 17 de mayo de 2011

FF 1ª elim. ida. Fotos Ventanas Arsan Estela - Universitat de Vic

FF 1ª elim. ida. Ventanas Arsan Estela - Universitat de Vic: 61-87

Triunfo del juego colectivo del UVic en Santander

Gran partido del Universitat de Vic que infringió la mayor derrota de toda la temporada al Ventanas Arsan Estela. Fue en el encuentro de ida de la 1ª eliminatoria de las Fases de ascenso que ha quedado prácticamente resuelta con el +26 del conjunto catalán a domicilio.

Los de Jordi Balaguer demostraron tener muy estudiado a su rival. En defensa maniataron a los máximos anotadores exteriores del equipo cántabro dejando a Antonio Lorenzo en 6 puntos, 11,8 por debajo de su media (17,8), y a Nacho Díaz en 3 puntos (todos desde el tiro libre), más de 13 por debajo de su media (16,6). Solo Álvaro Lombera fue un problema para el UVic (21 puntos y 9 faltas recibidas). Un cuatro muy complicado de detener por su rapidez y recursos, por su buen juego de cara y de espaldas el aro, por su acierto en el tiro corto y capacidad de anotar también desde el exterior. Y en ataque, los de Jordi Balaguer hicieron gala de un excelente juego colectivo, jugando de memoria, con un movimiento ordenado y a la vez libre del balón, con el dentro-fuera y el pase de más habituales para buscar los mejores tiros. Todo ello combinado con un gran acierto exterior (15 triples) a lo que se añadió la anotación de un juego interior efectivo y las conocidas canastas fáciles tras recuperación (casi el 70% de acierto en tiros de dos con 19 de 28). Todo ello dió al UVic ventajas que no dejaron de crecer en todo el partido hasta el máximo de 26 puntos del 61-87 final.

Joan Jordi Vall-Llobera, con una penetración y una jugada de recuperación y canasta, puso el 0-4 que Alvaro Lombera se encargó de empatar con dos canastas consecutivas, la última con un mate tras recuperación (4-4). Otro mate, esta vez del canadiense Johnson-Tyghter asistido por Garrote, fue replicado otra vez por Lombera en su tercera canasta seguida (6-6). Un comienzo espectacular en los tres primeros minutos de partido. Al gancho de Espuña y al palmeo de Johnson-Tyghter replicó Milan Jaros en jugada de 2+1 (9-10). Aquí se acabó la igualdad. Los triples de Majstarovic y Espuña y la contra de Garrote asistido por Nualart dispararon las diferencias a los 8 minutos de juego (11-18). Una diferencia que se mantenía tras un posteo de Espuña (13-20) pero la primera canasta del máximo anotador local, Toni Lorenzo, y la recuperación y canasta de Quintana en la última posesión del cuarto ajustaron algo más el marcador (17-20).

Álvaro Lombera estaba ya en los 10 puntos (21-23) cuando empezó el martilleo desde 6,25 del UVic. Empezó Juan Balanzó al que se unió Dejan Majstarovic poniendo el +10 tras un 0-8 (21-31). Lombera cortó la racha (otra vez había anotado las tres primeras canastas de su equipo en un periodo) pero UVic empezó un nuevo parcial de 0-11 con las contras de Manel Freixas y dos triples más de Dejan Majstarovic. UVic, una vez más, estaba muy bien en defensa provocando posesiones agotadas y varias pérdidas a su rival en jugadas de recuperación y canasta fácil. En un santiamén se había pasado del 21-23 al 23-42 (parcial de 2-19). Otra vez Lombera (15 puntos al descanso) intentó la reacción con un triple que fue replicado por otro de Pau Vila asistido por Camós (26-45). Un parcial de 6-0 con un triple de Xavi Gómez y tres tiros libres de Nacho Díaz (el héroe del +23 ante Ferrol no anotó ninguna canasta de campo) recortó algo las diferencias pero fue una bandeja de Pau Vila la que dio paso al descanso (32-47) tras un parcial de 15-27 donde destacaron los 6 triples del UVic en el segundo cuarto.

El tercer periodo se inició con un nuevo mate de Lombera pero pronto el UVic volvió a tomar las riendas con el juego de asistencias (pase de Nualart a Garrote), las entradas (JJ Vall-Llobera) y otra vez los triples (Nualart). Quintana y Gómez, desde 6,25, y el despertar de Lorenzo devolvieron los 15 puntos de diferencia del descanso (42-57) pero una antideportiva sobre Vall-Llobera y una vuelta de tuerca más en defensa de los de Jordi Balaguer estiraron un poco más el marcador (44-61). Los de Joaquín Romano ya no fueron capaces de anotar más canastas de campo en los últimos 4 minutos del tercer cuarto mientras sus rivales elevaron los triples anotados a 12 con los de Freixas y Balanzó llevando las diferencias más allá de los 20 puntos al final del tercer periodo (48-70) tras un nuevo parcial visitante (16-23).

Con la derrota local asumida, el último parcial se inició con los intentos del equipo cántabro de conseguir reducir las diferencias para afrontar el partido de vuelta con alguna esperanza de remontada. Álvaro Lombera anotó su punto 21, Milan Jaros un rebote ofensivo y Quintana su segundo triple pero la réplica la pusieron Pau Vila y Edu Camós, los jóvenes de Girona de la plantilla del UVic, y el quinto triple (acabó 5/9) de Majstarovic (55-79). El tiempo muerto de Joaquín Romano a 4 minutos y medio del final se saldó con los triples de Javi Carral y Xavi Gómez (acabó 3 de 3) que provocaron el tiempo muerto de Jordi Balaguer, que no quería confianzas ni estropear el resultado a 2 minutos del final (61-79). El parón tuvo sus frutos y se frenó la anotación rival. Así el partido se liquidó con un postrero 0-8, con dos triples más de Nualart para los 15 totales de su equipo, y una nueva máxima diferencia de 26 puntos que coincidió con el marcador final (61-87). Una victoria contundente del UVic que deja la eliminatoria prácticamente sentenciada.

Destacados:

Ventanas Arsan Estela: Alvaro Lombera (21 puntos, 8 rebotes, 2 asistencias, 9 faltas recibidas y 28 de valoración), Xabi Gómez (13 puntos con 3/3 T3, 3 rebotes, 3 asistencias, 2 recuperaciones, 4 faltas recibidas y 12 de valoración) y Milan Jaros (7 puntos, 6 rebotes y 10 de valoración).
Universitat de Vic: Pau Vila (8 puntos con 2/3 T2 y 1/1 T3, 2 rebotes, 5 asistencias, 2 faltas recibidas y 16 de valoración), Dejan Majstarovic (15 puntos con 5/9 T3, 2 rebotes y 14 de valoración) y Manel Freixas (10 puntos con 3/3 T2, 1/2 T3 y 1/1 TL, 2 asistencias y 12 de valoración).

jueves, 12 de mayo de 2011

F4 Liga Catalana 2010. Fotos final: Universitat de Vic - CB Cornellà

F4 Lliga Catalana 2010. Final. Universitat de Vic - CB Cornellà: 70-84

CB Cornellà se lleva la Lliga Catalana sorprendiendo al UVic

La sorpresa saltó en el Castell d’en Planes en la Final de la Lliga Catalana EBA. Un CB Cornellà, que había sufrido lo indecible ante el Mataró para estar en la final, se impuso al Universitat de Vic que había derrotado con contundencia al Aqua en la víspera. Un triunfo justo del CB Cornellà que demostró tener muy estudiado a su rival. Su defensa fue una de las claves de su victoria, presionando la subida del balón para recortar los segundos de posesión del UVic, controlando los lanzamientos triples de los hombres clave no consintiendo lanzamientos librados (UVic solo anotó 7 triples en la final cuando había anotado 16 en la semifinal), no dejando recibir balones con comodidad a los interiores rivales y generando muchos 2x1 en la subida del balón y en la defensa interior. Y en ataque desequilibraron desde la dirección y anotación de Cristian Oliva, desde la posición de 4 donde Marc Sobrepera ganó la batalla generando mucho juego y creando desequilibrios, y se mostraron bastante más acertados que su rival con un excelente 60% en tiros de dos (24/40), un correcto 37% en el triple (7/19 pese a empezar 0/5) y un magnífico 88% desde el tiro libre (15/17) frente al 44% en T2, el 29% en T3 y el 56% TL del UVic.

La sensación fue de ver a un CB Cornellà siempre más intenso e imponiendo el ritmo durante todo el partido, y a un Universitat de Vic yendo a remolque y con menos fuerza que su rival quizá perjudicado por un horario condicionado por la F4 de Euroliga que obligaba a una final jugada en la mañana de domingo cuando lo lógico era jugar por la tarde porque, pasadas las 21:00 del sábado, el UVic aún estaba disputando su semifinal. Fue un reparto de horario de las semifinales sin duda polémico. Llegamos a ver hasta 4 veces cambiado el orden de partidos en la página de la FCBQ porque era evidente que el que disputara la segunda semifinal en horario de tarde-noche se iba a ver claramente perjudicado. Por lo visto el equipo que acabó cediendo, contra todo pronóstico, fue el anfitrión.

Los primeros minutos fueron de tanteo con Ramon Espuña inaugurando el marcador y Martí Nualart anotando su primer triple. Como contrapunto, Alex Sanmartín repartía asistencias para la anotación de Salat y Olmedo (5-4). A partir de aquí tomó el mando Cristian Oliva que, junto a Marc Sobrepera, endosaron un 0-6 para el 5-10 a los tres minutos de partido. El UVic fue capaz de devolver el equilibrio al marcador con los empates a 13 y a 15 con una anotación muy repartida como es habitual en el equipo de Osona. Pero los dos últimos minutos del periodo fueron dominados por el equipo de Jordi Martí con la inestimable colaboración de los más jóvenes como en el posteo de Roger Almuni (gran partido el suyo), la segunda canasta de Alber Salat (otro de los destacados) o los tiros libres de Joan Pau Pilan para el 17-21.

La salida del CB Cornella fue una catarata de juego y canastas con Darío García marcando el camino con el 2+1 inicial, Roger Almuni anotando por partida doble y David Haro castigando con su velocidad. En apenas 4 minutos se había pasado del empate a 15 al 19-30 (parcial de 4-15). Juli Garrote y Martí Nualart intentaron la remontada rápida a base de triples pero Marc Sobrepera, con su juego abierto, clavó otros dos triples que nadie supo defender (27-38). El UVic, fiel a sus convicciones, movía bien el balón con su habitual juego exterior-interior pero demasiadas recepciones se fallaron y, cuando se conseguían posiciones de tiro bajo el aro, la presión rival les hacía fallar muchas canastas que parecían fáciles. Sin perder la fe, Espuña y Nigel consiguieron anotar, el canadiense con uno de sus mates asistido por Martí, pero la defensa del UVic no conseguía detener la anotación rival y la ventaja conseguida en un brillante arranque de periodo de los de Jordi Martí, la supieron conservar pese al último triple de Juli Garrote para el 34-41. El parcial había vuelto a ser visitante (17-20).

En la reanudación se pudo ver, por segunda vez, un comienzo de periodo demoledor por parte del CB Cornellà. Comenzó con dos triples de Marc Sobrepera y Albert Salat. Aunque Dejan Majastarovic anotó asistido por Martí Nualart, parecía que el CB Cornellà mandaba absolutamente en la pista. Marc Sobrepera recuperaba protagonismo, Cristian Oliva llevaba la batuta y su equipo imponía el ritmo. El parcial en 4 minutos fue de 2-14 cuando Jordi Balaguer paró el juego viendo que se le iba el partido (36-55). Cornellà seguía defendiendo muy bien y no consentían ninguna canasta fácil. Los dos triples consecutivos de Albert Salat parecieron la puntilla al poner a su equipo 20 arriba (41-61) aunque entre Manel Freixas, JJ Vall-Llobera y Ramon Espuña redujeron algo las diferencias al fin del periodo (47-65) en un parcial claramente visitante (13-24)

En el último periodo el UVic tiró de orgullo y salió a por todas pero las canastas de Cristian Oliva impedían reducir diferencias pese a los esfuerzos del equipo y la anotación de Ramon Espuña (54-72). Apretando más las clavijas en defensa, y con un equipo más rápido en pista, con Nualart (9 puntos en este cuarto) y Freixas anotando en contras tras recuperaciones, un parcial de 8-0 puso a los locales a 10 puntos de su rival (62-72). Con cinco minutos para finalizar… ¡había partido! Pero no. El CB Cornellà no se descompuso como pasaba a comienzos de temporada. David Haro penetrando y Marc Sobrepera anotando su cuarto triple (acabó 4/5) salvaron el momento y posteriormente Alex Sanmartín, con 7 puntos consecutivos (palmeando, anotando desde el tiro libre y jugada de 2+1) mató definitivamente el partido poniendo a su equipo otra vez +20 (64-84). El 6-0 final solo fue un leve maquillaje local en el resultado (70-84) para una final de la Lliga Catalana ganada brillantemente por el CB Cornellà.

Así lo vieron los protagonistas:

Cristian Oliva (jugador del CB Cornellà): "Nadie podía pensar que podríamos ganar puesto que el Universidad de Vic era el gran favorito, pero se ha demostrado que en una final a partido único puede pasar cualquier cosa. La gran intensidad en defensa que hemos impuesto durante todo el partido ha dejado nuestro rival sin argumentos. Y, además, hemos impuesto nuestro estilo. Será una buena dosis de moral cara al cercano playoff de ascenso que empieza este fin de semana”.
Alex Sanmartín (jugador del CB Cornellà): "Estoy muy contento puesto que después del partido ante el Mataró habían dudas. Pero ante el Universidad de Vic hemos salido a por todas desde el principio. Nuestra defensa ha sido la clave de la victoria y, además, hemos jugado a un gran nivel en ataque que nos ha permitido coger una ventaja suficiente para que al final del partido no peligrara la victoria. Pienso que ha sido el trabajo de todo un año. Ahora toca disfrutar”.

Así lo vieron los entrenadores:

Jordi Martí (entrenador del CB Cornellà): “Es verdad que todo ha acabado bien y los más importante es que hemos conseguido el título con las nuestras señales de identidad. Hemos conseguido imponer nuestra defensa que ha anulado su tiro exterior y esto ha sido una de las claves de nuestra victoria ante un Universidad de Vic con muchos recursos. Estoy muy orgulloso de mis jugadores puesto que han estado perfectos. Pienso que hemos llegado al final de la temporada en nuestro mejor momento. En esta Final a Cuatro el equipo se ha graduado. Ahora toca disfrutar un poco del título, pero no demasiado puesto que el próximo fin de semana empiezan los playoff de ascenso”.
Jordi Balaguer (entrenador del Universitat de Vic): “Nos ha pesado el cansancio acumulado apenas sin tiempo de recuperarnos tras acabar la segunda semifinal ayer mismo. Es la primera vez en el mundo que el club organizador tiene el peor horario pero parece que el CB Cornellà había impugnado el calendario inicial. En fin. Hablando ya del partido el CB Cornellà es el justo vencedor. Tácticamente nuestro rival ha estado muy bien y la intensidad que han puesto ha sido determinante. Hemos intentado remontar pero al final no hemos podido. Sin embargo, como ya hemos hecho otras veces, nos levantaremos y nos recuperaremos y afrontaremos las eliminatoria de ascenso al mejor nivel posible.”

Destacados:
Universitat de Vic: Ramon Espuña (16 puntos, 9 rebotes, 5 faltas recibidas y 16 de valoración), Dejan Majstarovic (8 puntos con 2/3 T3, 3 rebotes, 3 recuperaciones, 4 faltas recibidas y 14 de valoración) y Martí Nualart (15 puntos con 3/3 T2 y 3/7 T3, 3 asistencias, 2 recuperaciones y 13 de valoración).
CB Cornellà: Alex Sanmartín (9 puntos 3/3 T2 y 3/3 TL, 8 rebotes, 2 asistencias, 3 faltas recibidas y 17 de valoración), Albert Salat (13 puntos con 3/6 T3, 2 tapones y 13 de valoración) y Marc Sobrepera (17 puntos con 4/5 T3 y 3/4 TL, 6 rebotes, 3 faltas recibidas y 12de valoración).

F4 Lliga Catalana 2010. Fotos 2ª semifinal: Universitat de Vic - Aqua

F4 Lliga Catalana 2010. 2ª semifinal. Universitat de Vic - Aqua: 108-68

Victoria de 40 del UVic ante un desmotivado Aqua

El titular define lo que fue el partido. Victoria clara y sin discusión del Universitat de Vic que dominó el partido de cabo a rabo ante un Aqua algo desmotivado, que se presentó en el Castell d’en Planes sin dos de sus referentes interiores, los hermanos Morales ausentes por motivos personales, y sin uno de sus referentes exteriores, Alex Medio. Con el objetivo de la temporada ya conseguido, la permanencia, y quizá por haber caído derrotado de 20 en liga en el mismo pabellón hace solo unas semanas, la cuestión es que el Aqua no llegó a ser nunca un obstáculo para la clasificación de los anfitriones para la final de la Lliga Catalana venciendo por 40 puntos de ventaja

Tras el 3-2 de los primeros escarceos, un parcial de 10-0 empezó a romper el partido desde los primeros minutos. Al triple inicial de Martí Nualart, se sumaron dos triples más de Ramon Espuña asistido por el propio Martí. Las únicas canastas visitantes llegaban de la mano de las penetraciones de Marc Camins. Con Prades en pista sacando partido de su superioridad, el marcador se disparó hasta el 19-4. La defensa del equipo de Jordi Balaguer solo había consentido las dos canastas de Camins en siete minutos y medio. Pero el equipo se desperezó en el tramo final del primer cuarto con un parcial de 5-8 que no pudo evitar que su rival le doblara en el marcador (24-12).

Con los triples de Pau Vila y Manel Freixas más las 2 canastas de JJ Vall-Llobera, todos los jugadores del UVic excepto Camós, ya habían anotado algún punto cuando apenas se llevaba un cuarto y medio de partido (38-20). Alfredo Reyes y Edu Monterde se habían unido a Marc Camins como principales argumentos ofensivos pero la irrupción de Juli Garrote con sus tres triples prácticamente consecutivos, rompió definitivamente el partido llevando las diferencias hasta los 25 puntos en el descanso (56-31) tras un festival ofensivo local (32-19 fue el parcial del segundo cuarto). El UVic se mostraba muy certero en ataque, tanto en tiros de 2 (11-17 para el 65%) como en el triple (10-20 para el 50%).

Las canastas por partida doble de Dejan Majstarovic, Ramon Espuña y Pau Vila elevaron las diferencias por encima de los 30 puntos (68-35). El partido ya no tenía más historia, en esta segunda parte, que ir pasando los minutos haciendo uso de la amplia rotación mientras el acierto puntual de Edu Monterde o Marc Camins desde 6,25 y la lucha bajo los aros de Alberto Reyes y David Díaz evitaban que las diferencias fueran aún mayores. De todos modos, otro triple de Juli Garrote (acabó 4/9) y un buen final de cuarto de Manel Freixas (anotó 9 puntos en el periodo), con mucho acierto desde 6,25 (acabó 3/3), puso una nueva máxima diferencia de 37 puntos (83-46) coincidiendo con el final del tercer cuarto (parcial en este periodo de 27-15).

Con la primera canasta del último periodo de Eduard Camós, el UVic completó la rotación completa del equipo con todos los jugadores con alguna anotación. Con la pérdida de rigor defensivo por parte de los dos equipos, el partido se convirtió en una sucesión de canastas, con un ritmo de juego rápido, muchos contraataques y transiciones rápidas. En el Aqua de Ramon Pla eran Ferran Valle, Alberto Reyes y David Díaz los principales recursos ofensivos contra las canastas de Eduard Camós. Esperando el final de partido, Dejan Majstarovic, hasta ahora 0/3, se unió al festival de triples anotando dos más (UVic acabó anotando 16 de 35 intentos) y, con el último del partido, situó la máxima diferencia en todo el encuentro en los 40 puntos finales (108-68) tras el parcial más igualado (25-22).

Destacados:
Universitat de Vic: Ramon Espuña (19 puntos con 5/5 T2 y 3/4 T3, 7 rebotes, 3 faltas recibidas y 29 de valoración), Pau Vila (12 puntos con 2/3 T3, 4 rebotes, 4 asistencias, 2 recuperaciones y 15 de valoración), Manel Freixas (12 puntos con 3/3 T3, 2 faltas recibidas y 14 de valoración), Juli Garrote (16 puntos con 2/3 T2 y 4/9 T3, 3 asistencias y 13 de valoración), Dejan Majstarovic (14 puntos con 2/3 T2 y 4/4 TL, 2 asistencias, 3 faltas recibidas y 12 de valoración), Josep Prades (8 puntos con 4/5 T2, 7 rebotes, 2 faltas recibidas y 11 de valoración) y Eduard Camós (6 puntos con 3/3 T2, 4 asistencias, 2 recuperaciones y 11 de valoración).
Aqua: Alberto Reyes (13 puntos, 7 rebotes, 5 faltas recibidas y 12 de valoración) y David Díaz (11 puntos con 4/5 T2, 4 rebotes, 4 faltas recibidas y 10 de valoración).

F4 Lliga Catalana 2010. Fotos 1ª semifinal: Platges de Mataró - CB Cornellà

F4 Lliga Catalana 2010. 1ª semifinal. Platges de Mataró - CB Cornellà: 63-66

Complicada victoria del CB Cornellà

A punto estuvo de saltar la sorpresa en una eliminatoria entre un equipo como el CB Cornellà al que cabía suponer con la moral al máximo tras clasificarse en la última jornada para las Fases y un equipo en horas bajas, con el descenso de categoría consumado, y que intentaba dar una última alegría para despedir la temporada.

Pero desde el primer cuarto quedó claro que iba a ser un partido competido, dando la sensación que el equipo más intenso y motivado era el Platges de Mataró mientras que el CB Cornellà vivía de su acierto ofensivo (3/3 triples en el arranque) con un gran Albert Olmedo ante la defensa en zona del Mataró. La iniciativa del equipo de Jordi Martí la prolongó Alex Sanmartín con dos canastas consecutivas para una máxima ventaja de 8 puntos (7-15) en el ecuador del cuarto. Los de Quique Spa respondieron en pista destacando el papel de Llorenç Mons por fuera y Sergi Homs en la pintura hasta conseguir empatar a 18 cuando el acierto desde 6,25 de los del Baix Llobregat declinó pese a un último triple de Crstian Oliva aunque fueron los del Maresme los que ganaron el cuarto con un 2/4 desde el tiro libre en los últimos segundos (22-21).

Darío ejerció de lo que es, el líder del equipo (9 puntos en este cuarto) para dar la vuelta al marcador pese al 0/4 desde el tiro libre de los azules en los primeros minutos del segundo cuarto (22-26). Sergi Homs (10+5), con la colaboración de Marc Fabregat (12+5 al descanso y 10 puntos en el segundo cuarto) devolvieron la iniciativa a su equipo ante un CB Cornellà que nop conseguía imponer su ritmo ni en defensa, ni en ataque ante unas defensas alternativas de los amarillos que los tenían encallados en el marcador. Desaparecido el acierto inicial, empezaron las dudas y los nervios en el equipo de Jordi Martí ante un partido que discurría lejos de lo previsto. Las dudas se trasladaron también en fallos desde el tiro libre (un pobre 5/12 en el descanso para el 42%). En resumen, parcial amarillo (23-20) y los de Mataró 4 arriba en el descanso (45-41).

En el equipo del Baix Llobregat las cosas fueron a peor en la reanudación donde solo fueron capaces de anotar tres canastas de campo y desde el tiro libre llegaron a acumular un nefasto 5/19 para el 26%. Pese a que la primera canasta del cuarto fue de Joan Pau Pilan, el parcial llegó a ser de 13-0 en los primeros seis minutos de la segunda parte (58-43) poniendo a los del Maresme +15 que no fueron más porque tras el tiempo muerto de Jordi Martí su equipo mejoró en defensa y Olmedo se contagió del desacierto de su rival desde el tiro libre. La segunda canasta del Cornellà en el tercer cuarto no llegó hasta un último minuto que pudo resultar clave con un parcial de 0-6 poniendo la diferencia por debajo de los 10 puntos (58-49) tras un parcial de 13-8.

Los dos equipos se mantuvieron agarrotados en los primeros compases del cuarto definitivo. El triple de David García fue contestado con 7 puntos consecutivos de David Haro que tomó el relevo anotador de su equipo. Pero Fabregat asistido por Homs y un triple de Mons devolvieron los 10 puntos de ventaja para el Platges de Mataró a 4 minutos del final (66-56). Fue el momento clave del partido. El miedo aganar de los amarillos y la reacción de los azules se combinaron para una reacción en la que los veteranos del equipo del Baix, Cristian Oliva, Alex Sanmartin y Marc Sobrepera, llevaron en volandas a su equipo. La remontada se consumó a 30 segundos del final (66-67) tras un rebote ofensivo de Sanmartín que fue el MVP del partido valorando 27 con sus dobles figuras (18+12). Una falta antideportiva sobre Sobrepera hizo imposible cualquier reacción del equipo de Quique Spa. Con un parcial de 0-13 los de Jordi Martí liquidaron el partido y se ganaron jugar la Final de la Lliga catalana.

Así lo vieron los protagonistas:

Albert Salat (jugador del CB Cornellà): "Ha sido un partido que hemos salido poco concentrados y así hemos estado durante casi todo el partido ya que hemos ido por detrás en el marcador durante muchos minutos. Pero al final del partido hemos sabido sacar nuestro espíritu ganador y hemos conseguido el premio que buscábamos, que no era otro que llegar a la final. Ahora nos toca lo más difícil, derrotar al Vic en casa. Nosotros lo intentaremos ya que no tenemos nada que perder.”.

Marc Sobrepera (jugador del CB Cornellà): "Nuestro inicio de partido ha sido malo y no estábamos nada acertados, mientras que el Mataró se mostraba mejor. En el último cuarto pero hemos podido jugar nuestro juego y hemos podido darle la vuelta al marcador. Esto nos debe servir de lección para la final y los playoff de ascenso. Tenemos que jugar como saben, desde el primer minuto, ya que si no lo hacemos nuestras opciones de victoria son muy pocas.”

Así lo vieron los entrenadores:

Jordi Martí (entrenador del CB Cornellà): “Pienso que hemos dado el primer paso y ahora, en la final, nos toca disfrutarla. El partido ante el Mataró no ha sido nada fácil ya que, como era previsible, nos ha puesto muchos problemas. Venía de una dinámica muy positiva, sobre todo, con el cambio de entrenador y ante nosotros lo ha demostrado. Pienso que la clave ha estado en el último cuarto cuando nosotros hemos sido capaces de hacer valer nuestro juego, sobre todo, la intensidad defensiva.”

Destacados:

Platges de Mataró: Sergi Homs (10 puntos, 9 rebotes, 2 asistencias, 2 tapones, 3 faltas recibidas y 19 de valoración), Marc Fabregat (14 puntos con 3/5 T2 y 5/6 TL, 6 rebotes, 4 faltas recibidas y 15 de valoración) y Llorenç Mons (17 puntos con 2/3 T2 y 4/10 T3, 3 rebotes, 2 asistencias y 10 de valoración).
CB Cornellà: Alex Sanmartín (18 puntos 7/11 T2 y 1/1 T3, 12 rebotes, 2 asistencias, 4 recuperaciones, 2 faltas recibidas y 27 de valoración), Dario García (9 puntos con 2/4 T3, 2 rebotes, 4 recuperaciones, 2 faltas recibidas y 11 de valoración), Marc Sobrepera (9 puntos, 4 rebotes, 3 asistencias, 6 faltas recibidas y 11 de valoración) y Albert Olmedo (6 puntos 2/4 T3, 4 rebotes, 4 asistencias, 3 faltas recibidas y 10 de valoración).

viernes, 6 de mayo de 2011

J 30 Liga EBA. Fotos Universitat de Vic - CE Sant Nicolau

J 30 Liga EBA. Universitat de Vic - CE Sant Nicolau: 88-66

UVic, a triplazo limpio

Escogido por la mayoría como partido de la jornada, el último partido de la liga enfrentaba al segundo con el tercer clasificado del grupo C de EBA, a las dos mejores defensas de la liga, a los dos equipos más enrachados (13 victorias consecutivas llevaban los de Osona por 8 los de Sabadell), a las dos mejores segundas vueltas (balance 12-2) solo superados por la del equipo líder, el CB Santfeliuenc. Muchos atractivos a los que se sumaba la necesidad de ganar de los dos equipos si querían conseguir sus objetivos, el Universitat de Vic llevarse el título si fallaba el líder, y el CE Sant Nicolau la tercera plaza que daba derecho a disputar las eliminatorias de ascenso. No faltó el buen ambiente con más de cien aficionados que se desplazaron desde Sabadell, básicamente jugadores de la base muy jóvenes entrenados por los propios jugadores del equipo vallesano, que animaron a los suyos sin desfallecer.

Fue un partido disputado, donde, excepto con el 0-2 de Cesc Cabeza, la iniciativa fue siempre local y donde las dos faltas de Igor Ibaka en los primeros 68 segundos condicionaron el juego interior del equipo entrenado por Josep Riera. El magnífico primer cuarto de Dejan Majstarovic (anotó los primeros 7 puntos locales y 10 en total) y el dominio en el rebote ofensivo (5 bajo el aro rival) permitieron al Universitat de Vic dominar el primer cuarto (20-14). Los de Sabadell consiguieron solucionar sus problemas en el rebote a partir del segundo periodo con la gran aportación de Cesc Cabeza bajo los dos aros. Pero cerca del descanso los vallesanos empezaron a sufrir el acierto de los locales desde 6,25 y los primeros triples de Juli Garrote (2) y Martí Nualart (1) dispararon las diferencias hasta los 16 puntos del descanso (42-26) tras un parcial de 22-12.

La reacción vallesana llegó tras el descanso superando la tiranía de la mejor defensa de la liga. El arranque de 0-9 mostró que el equipo de Josep Riera no se daba por vencido. Aunque el triple de Majstarovic rompió la racha, la recuperación y mate de Cesc Cabeza fue una muestra del espíritu rival en esta fase del partido. De la mano del excelente cuarto de Cesc Cabeza por dentro (9 puntos tras excelentes movimientos) y Marc Torres por fuera (10 puntos desde su rapidez y agresividad ofensiva), llevaron a su equipo hasta el 52-48 tras un parcial de 10-22 en poco más de 6 minutos de festival ofensivo visitante. La nota negativa era que Igor Ibaka se había colocado en cuatro faltas tras recibir dos más en pocos minutos y tuvo que dejar otra vez la pista. De todos modos la derrota vallesana no llegó desde la fortaleza del juego interior del equipo de Jordi Balaguer (que tenía la baja de Josep Prades), sino por el extraordinario acierto del UVic desde 6,25 desde donde anotaron nada menos de 15 triples con un 50% de acierto. Efectivamente, los 4 triples y 14 puntos en este tercer cuarto de Juli Garrote pusieron fin a la reacción del equipo de Josep Riera. Los de Jordi Balaguer, con sus 6/10 triples en este cuarto, consiguieron 11 puntos de ventaja a falta del cuarto definitivo (66-55) en un periodo que, pese a todo, fue visitante (24-29).

En el cuarto definitivo, la defensa local volvió a causar estragos en el ataque del Sant Nicolau afectando a sus porcentajes de tiro (4/13 de dos y 0/6 triples) mientras Martí Nualart (4/5 triples) y Manel Freixas (2/4 triples) tomaron el relevo anotador desde la larga distancia de Juli Garrote (acabó 6/10) o Majastarovic (2/2). Con este acierto local, las diferencias ya estaban por encima de los 20 puntos (82-59) a dos minutos y medio del final, minutos que aprovechó Josep Riera para sentar a su cinco inicial excepto Ibaka y dar cancha a los más jóvenes. Así, con un parcial de 22-11, se llegó al definitivo 88-66 y la grada premiando el esfuerzo de los dos equipos destacando la ovación de la afición visitante desplazada a sus jugadores en reconocimiento a su temporada, con pasillo final incluido de los jugadores de la base a sus ídolos que se vieron obligados a volver a la pista para corresponder al homenaje. Ahora al UVic le toca empezar a pensar en la Final a Cuatro de la Lliga catalana con las Fases de ascenso en el horizonte.

Destacados:
Universitat de Vic: Juli Garrote (22 puntos con 2/2 T2 y 6/10 T3, 2 asistencias, 2 recuperaciones, 2 faltas recibidas y 24 de valoración), Nigel Johnson-Tyghter (13 puntos, 12 rebotes, 2 recuperaciones, 5 faltas recibidas y 20 de valoración), Dejan Majstarovic (13 puntos con 2/2 T2, 2/2 T3 y 3/3 TL, 3 faltas recibidas y 14 de valoración), Joan Balanzó (6 puntos con 2/2 T2 y 2/2 TL, 4 rebotes, 2 asistencias, 4 faltas recibidas y 13 de valoración) y Martí Nualart (12 puntos con 4/5 T3 y 10 de valoración).
CE Sant Nicolau: Cesc Cabeza (23 puntos con 11/15 T2 y 1/1 TL, 9 rebotes, 2 recuperaciones, 2 tapones y 28 de valoración).

miércoles, 20 de abril de 2011

J 29 Liga EBA. Fotos CB Granollers - Universitat de Vic

J 29 Liga EBA. CB Granollers - Universitat de Vic: 49-71

Exhibición defensiva del UVic

UVic se presentó en la pista vallesana con un bagaje de 10 victorias consecutivas y con el objetivo de seguir apurando sus opciones de quedar campeón de grupo. Para conseguirlo debe ganar todos los partidos a la espera de un tropiezo del Santfe que en esta jornada no se produjo. Pero los de Jordi Balaguer cumplieron con su parte venciendo al CB Granollers (71-49), un equipo que con la derrota vio como desaparecían las pocas esperanzas de optar a la tercera plaza.

Fue un partido que comenzó igualado y con alternativas en el marcador hasta que el UVic, a partir del 28-28 a 4 minutos del descanso, tomó el mando. Pero donde se rompió definitivamente el partido fue con un extraordinario tercer cuarto defensivo del UVic (parcial de 4-19) en el que dejó a su rival en 4 puntos y donde tuvo a los de Laude Manzano casi 9 minutos sin anotar. Esto permitió a los de Jordi Balaguer coger rentas de 20 puntos que supieron mantener en un último cuarto sin historia. Otra buena actuación del bloque de 11 jugadores, donde todos jugaron más de 13 minutos y ninguno pasó de los 23 para mantener un excelente nivel defensivo, con un muy buen balance positivo entre balones recuperados y perdidos. Una defensa que maniató a los anotadores rivales dejando al cinco inicial del CB Granollers en 20 puntos y a su máximo anotador, Marc Mañés, en tan solo 3, 15 por debajo de la que era su media. El único lunar en el juego del equipo de la capital de Osona fue el pésimo porcentaje en los tiros libres, con un vergonzante 5/18 para el 28%.

Aunque fue Lucho Fernández el que inauguró el marcador, pronto Pau Vila tomó las riendas del partido (3-7) en un bonito duelo con Jordi Badia. Un triple de López Camacho devolvió el mando a su equipo (10-9) en un tramo de partido que se convirtió en un toma y daca con constantes alternativas. Tras el segundo triple de Pau Vila (8 puntos en este cuarto) llegó el protagonismo de los tiros libres donde el acierto del CB Granollers (7/8) contrastó con la ineficacia del UVic (0/6) lo que permitió a los de Laude Manzano dominar por la mínima el primer parcial (16-15).

En el segundo cuarto, el UVic jugaba para sus interiores Nigel Johnson-Tyghter y Ramon Espuña mientras el CB Granollers contrarrestaba con el acierto puntual en los triples de Marc Mañés (su única canasta) y Rafa González. Un espectacular alley-oop con asistencia de Joan Balanzó culminado por Johnson-Tyghter fue el último empate del partido (28-28). Tras un tiempo muerto de Jordi Balaguer a 3:30 del descanso, los visitantes tomaron definitivamente la iniciativa con un parcial de 5-11 que comenzó con el segundo triple de Joan Balanzó, contestado por otro de Aleix Sala, continuó con unos excelentes minutos de acierto de Eduard Camós (7 puntos en este cuarto) y finalizó con un rebote ofensivo al tercer esfuerzo de Nigel Johnson-Tyghter sobre la bocina (9 puntos en este cuarto) para el 33-39 tras un parcial visitante de 17-24.

El partido se reanudó con un triple de Espuña y un rebote ofensivo de Lucho Fernández (35-42). Aquí comenzó a pasar el rodillo defensivo el equipo de Jordi Balaguer que se fue de 11 puntos (35-46) tras una bombita de Garrote que dio paso al tiempo muerto de Laude Manzano viendo que su equipo en dos minutos y medio solo había anotado una canasta. Pero los vallesanos siguieron sin encontrar el camino de la canasta. Una entrada de Juli Garrote y un 2+1 de Martí Nualart sin transformar iba haciendo crecer las diferencias pese al desacierto desde el tiro libre (3/8 en este parcial). Un triple de Joan Balanzó (acabó con 3/4 además de un excelente trabajo en defensa) y otra magnífica entrada de Edu Camós llevó las diferencias a los 20 puntos (35-56) tras culminar un parcial de 0-14 que rompió el partido. Tras casi 9 minutos sin anotar, fue el más joven local, Jordi Serratacó, el que por fin consiguió su canasta en un cuarto que acabó 4-19 (37-58) y con un tapón sobre López Camacho en el último tiro sobre la bocina.

Con el partido decidido, el último cuarto fue de trámite. A los dos equipos les costaba anotar y en los cinco primeros minutos del periodo, solo se pudieron ver los triples de Camós y Nualart y el 2+1 de Rafa González (40-64). Al final fue un cuarto con pocas canastas (8 entre los dos equipos), dominio de las defensas y con el CB Granollers contagiado del desacierto visitante desde el tiro libre (tras ir 9/11 anotó 3/7 en el último cuarto). Los últimos chispazos los puso Ramón Espuña con un triple a 1:30 y un coast to coast en el último minuto con el pívot cruzando toda la pista con el balón perseguido por sus rivales que nos habla de la confianza y seguridad de este 2,06 en esta fase de la temporada. El último triple del partido lo anotó el local Dani Benítez con el que se convirtió en el máximo anotador de su equipo con 9 puntos, sin ningún jugador vallesano alcanzando los dos dígitos. En definitiva, un pírrico parcial de 12-13 para el 49-71 final.

Destacados:
CB Granollers: Lucho Fernández (8 puntos, 8 rebotes, 3 faltas recibidas y 11 de valoración) y Romà Cutrina (6 puntos, 3 asistencias, 3 faltas recibidas y 10 de valoración).
Universitat de Vic: Joan Balanzó (11 puntos con 3/4 T3, 4 rebotes, 2 asistencias, 5 faltas recibidas y 14 de valoración), Edu Camós (12 puntos con 3/3 T2 y 2/5 T3, 3 recuperaciones, 2 faltas recibidas y 13 de valoración), Ramon Espuña (12 puntos con 3/4 T2 y 2/5 T3, 4 rebotes y 12 de valoración) y Nigel Johnson-Tyghter (9 puntos, 8 rebotes, 2 recuperaciones, 2 tapones, 2 mates y 12 de valoración).